lunes, 11 de marzo de 2013

MIL HOJAS DE PAPA (MI VERSIÓN)♥

 Éste fue el segundo que hice, y como verán, fracasó ampliamente, luego detallaré qué fue lo que pasó. Igual fracasó estéticamente nada más, a todos les encantó. Me olvidé de sacarle una foto al producto terminado, pero pude rescatar una porción:




Según mi marido y su familia, éste tipo de comida es una guarnición, y va acompañado de una milanesa, un churrasco, un pedazo de carne al horno... Pero vamos a la realidad; ésta es la comida principal, si no quieren terminar de cama acompáñenla con una ensaladita, ok?

Bueno, acá van los ingredientes para 8 porciones:
  • 1,5 kg de papas
  • 6 huevos grandes, tal vez necesites algunos más
  •  Sal y condimentos a elección
  • Una cucharada de harina
  • Un chorrito de leche (aprox media taza)
Empezamos. Lavá y pelá las papas. (Obvio, sacale todos los cositos negros)


Cortalas en rodajas bien finitas; podés hacerlo con una cuchilla, o más facil con  el rebanador del rallador, o más fácil con una mandolina, o más fácil con el rebanador de la procesadora.






Vamos con lo más importante de el milhojas, la pegatina jaja. Batí los huevos con la sal, condimentos, harina y leche. Si te quedan grumos no te preocupes que en el horno se disuelven.



Forrá un molde con papel metálico, y aceitalo. Si tenés molde antiadherente no hace falta forrarlo.


Poné un piso de huevo, una capa de rodajas de papa, un poco de huevo, otra capa de rodajas de papa, y así hasta llegar al borde. Tapalo con papel metálico y hacele un agujerito para que salga el vapor.

Llevalo al horno precalentado, ésta cantidad va a necesitar dos horas y media o tres; a fuego máximo. A la hora y media de cocción sacale la tapita.
 Desmoldalo en una linda fuente y dejálo enfriar!

El porqué de mi fracaso: Puse mal el papel metálico, no estaba bien pegado al molde, quedó un poco levantado y con el peso de las papas, debe haberse roto, porque cuando lo desmoldé se me desarmaba todo, y cuando saqué el papel del molde estaba todo el huevo ahí. La próxima no le pongo papel y chau.